Las pruebas de la Educación, II Jornada 2018 (y III)


 

Acabo en esta entrada con mis apuntes de esta interesante Jornada. Les toca el turno a los dos últimos ponentes.

Joaquín Morís analizó el papel de la memoria en el proceso de enseñanza y aprendizaje. Comenzó mencionando que hay que tener claro que nuestras capacidades cognitivas nos condicionan. Todo aprendizaje requiere memoria, pero la idea que tenemos de ella no refleja la complejidad con la que funciona. Siguiendo el "así hacemos, así recordamos", señala varias investigaciones que demuestran  que se recuerda mejor si las palabras están asociadas a significados. A la hora de diseñar una actividad de aula, hay que tener en cuenta:
  • La carga cognitiva de los alumnos/as, ya que los docentes tenemos un "sesgo  de experto". La memoria de trabajo (intermedia entre la sensorial y a largo plazo) se satura cuando hay que tener en cuenta más de 4 elementos a la vez. Buenas estrategias son: desarrollar ejemplos, ofrecer ejemplos progresivos (con pasos), andamiaje y automatización. El aprendizaje por descubrimiento funciona bien con alumnos expertos, pero no en novatos.
  • Introducir "dificultades deseables" (teoría del desuso). En la memoria a largo plazo existe una fuerza de recuperación que activa a la de almacenamiento y se puede entrenar. Si una tarea es muy fácil, se crea una ilusión de fluidez, mientras que, si es más difícil, el aprendizaje es más profundo. Por lo tanto conviene ir introduciendo dificultades "deseables".

La jornada concluyó con la charla de Inger Enkvist, la más polémica según mi opinión, sobre la evolución del sistema educativo sueco hacia el fracaso. Este país  introdujo en los años 60 y con sucesivos ajustes, la llamada "escuela única o de base", que consistió en que todo el alumnado que antes escogía itinerario a partir de los 13 años, tuviese uno único. Suponía no realizar exámenes, no repeticiones de curso, no tener contenidos definidos, sino adaptados al nivel del estudiante y el impulso del trabajo en equipo. Durante los años 80 se introdujo la atención a alumando NEE en el aula no acompañado de ninguna formación del profesorado, se eliminaron los idiomas y la nota (solo a partir de los 14 años)

En este modelo, los métodos son más importantes que los contenidos y la formación del profesorado se centra en aspecto psicológicos y pedagógicos. El profesorado de Primaria atiende hasta los 13 años, pudiendo especializarse (lo que ha provocado el sesgo hacia las áreas sociales y la falta de especialistas en ciencias) . En Secundaria imparten varias áreas en las que no es experto y ha habido una huída masiva hacia el bachillerato, con la consecuencia de más desigualdad.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Arazo-egoeren adibideak, nondik atera ?

Arazo-Egoerak zientzia eta matematika arloetan

Las pruebas de la Educación, II Jornada 2018 (I)